Blatter, Ronaldo y el Real Madrid

El otro día terminaba yo mi post diciendo, bajo el magisterio del que seguramente ha sido el mejor orador político de la Historia: ¿entre qué gentuza estamos, en qué país de mierda vivimos?

 Sólo que él, mucho más moderado, dijo exactamente: “¿ubinam gentium sumus, in qua urbe vivimus?”.

 Y lo que ocurría en la Roma de entonces era tan grave que el propio Cicerón murió asesinado por sus rivales políticos y no fue el único.

 Como la historia, qué jodida, dicen que es “magistra vitae”, maestra de la vida, la derechuza, siguiendo el siniestro consejo de ese maestro de fascistas que fue Lampedusa, lo ha hecho de tal forma que parece que todo ha cambiado pero todo sigue igual.

 Ahora, a los que luchan por la libertad e igualdad de las gentes no los matan o asesinan directamente, ahora los meten en la cárcel y perpetran una especie de simulacro que ellos llaman proceso y los encierran allí, o sea, los entierran allí, vivos, hasta que se mueren, entre otras cosas del asco que les produce vivir en un mundo como éste.

 Y todo esto a propósito del Real Madrid, RM.

 Los más famosos socios del RM son el Rey de las Españas y el expresidente del Gobierno Aznar, prescindo a propósito de tipos como Rajoy.

 Y su presidente es el más importante de todos los empresarios españoles. Un tío tan importante que su empresa señera se ha permitido el lujo de comprar la más importante empresa de contrucción de Europa, ni más ni menos que la alemana Hoctlieb, con lo que se ha convertido así en el más importante empresario de la construcción no ya del viejo continente sino de todo el mundo mundial, tan importante es que hace lo que le da la gana: construye con la subvención del Ayuntamiento de Madrid 4 gigantescas torres que el se permite el lujo de llamar Zidane, Ronaldo, Figo y Beckam, saltándose a la torera toda la legislación urbanistica de la capital que prohibía construir en la zona en que él llevó a cabo el mayor desastre urbano de la historia.

 Ni que decir tiene que un poder empresarial de esta categoría en un país de mierda (Cicerón) como el nuestro consigue todo lo que se propone por lo que el pueblo lo ha denominado El Conseguidor.

 No hay tropelía que no se le haya permitido a este hombre, la última  todavía está en las 1ªs de todos los diarios nacionales: al tío no se le ha ocurrido otra cosa que hacer unos enormes depósitos naturales de gas en grietas de origen tectónico cerca de la desembocadura del Ebro, lo que ha provocado una interminable serie de terremotos que han hundido para siempre la tranquilidad de los habitantes de todas las grandes ciudades del entorno.

 Y el presidente del RM dice: “¿Y a mí, qué me importan a mí, la tranquilidad y la seguridad de millones de peronas, lo único que a mí me preocupa es ganar dinero, cada día más, me importan un bledo los procedimientos porque para mí, sí, como para todas las personas inteligentes el fin justifica los medios?”.

 Y así las cosas, a un tío, que por cierto no sólo es fan del RM sino incluso socio, se le ha ocurrido hacer unas risas a propósito del más ridículo de todos los futbolistas que en el mundo ha sido, un tío tan presumido y estúpido que cuando marca un gol se señala a sí mismo como diciendo “aquí estoy yo, no ya el rey del fútbol sino el propio dios, así que todo el mundo a adorarme” y como dice que tiene un enorme respeto por todo el mundo, sus asesores de imagen le han aconsejado que ahora no se meta con los públicos de los estadios por donde pasaba porque eso no sólo es muy impopular sino que, además, le hace perder sponsors, le dice a los árbitros que no hacen lo que él quiere, “cagones, coño, que os habéis cagado y no pitáis lo que a mí me conviene” y el comité nacional de árbitros que quiso empurar a Piqué porque dijo que uno de ellos le había pitado un penalti premeditadamente, dice que esos de llamarles cagones está muy bien, porque, al fin y al cabo, lo son y que a él y al RM hay que , permitirselo todo, porque son tan buenos…..

 Y la prensa, todo la canallesca y babeante prensa de esta mierda de pais, hale, a hacer palmas con las orejas, tragándose todo lo que haya que tragar no sea que el Ser Superior incluya a sus diarios en las listas negras de los que nunca publicaran anuncios de los miles de empresas de El Conseguidor.

 -Qué asco de país, Miquelarena, qué asco-le dijo Unamuno a su amigo, pero, claro, es que a Unamuno esta mierda de país no sólo le asqueba sino que le dolía.

 A mí, no, yo me quedo sólo con el asco.

 

27 comentarios en “Blatter, Ronaldo y el Real Madrid

  1. EL LÍDER CARROMERO
    Juan Carlos Escudier

    A diferencia de otros partidos, el PP siempre ha sido una gran familia, una piña de afectos en el que nadie se siente solo, una comunidad tocada por la armonía en la que todo se comparte, ya sea el paraguas o la lluvia, las alegrías o las tristezas y, huelga decirlo, también los sobresueldos. Habitar este moderno paraíso terrenal, donde las hojas de parra son de marca Lacoste, es un privilegio del que goza una minoría de elegidos, un selecto grupo de compatriotas de méritos indiscutibles. Entre ellos se encuentra Ángel Carromero, recientemente elegido secretario general de Nuevas Generaciones de Madrid.
    Su nombramiento hace justicia a los servicios que ha prestado tanto al grupo municipal del PP con sus trabajos de asesoría, como a la DGT, cuyo sistema informático de multas requería ser probado y él solo fue capaz de someterlo a un verdadero test de estrés. No obstante, si por algo ha sobresalido Carromero ha sido por su contribución a la normalización de relaciones con Cuba, país al que el Gobierno había situado en su particular eje del mal y del que ya no se habla en Moncloa salvo para elogiar los daiquiris del Floridita.
    En cualquier otro partido Carromero habría sido un leproso del que todos huirían a la carrera, sobre todo si le vieran venir conduciendo. Pero el PP, y especialmente Esperanza Aguirre que es todo corazón, no abandona jamás ni a un caído ni a su chico de los recados, por mucho que se estampe contra un tamarindo y se convierta en un peligro mayor para la disidencia cubana que el propio Fidel Castro.
    Aguirre habría querido, de hecho, que Carromero hubiera sido el presidente de su muchachada, pero alguien debió de advertir que la pulsera telemática que le permite no ir a dormir a la cárcel pitaría en los aeropuertos, todo un engorro cuando fuera requerido en alguna reunión internacional de jóvenes cachorros de la derecha. De ahí que haya tenido que conformarse con la secretaría general, que viste algo menos aunque lo que importe sea la percha, que es de bandera.
    Salta a la vista que Carromero tiene madera de líder y que la política es lo suyo, toda vez que los estudios se le atragantan y el negocio de los gimnasios, aun siendo una profesión con futuro, no colma sus expectativas. Nunca como en su caso estaría tan justificado el chófer y el coche oficial. Con eso queda dicho todo.
    http://blogs.publico.es/escudier/2013/10/el-lider-carromero/

  2. Muchas gracias, amigo Weed I, y bienvenido por estos lares, ojalá se quede por aquí que lo pasará bien, ya que estará muy informado por futbolín, eddie y Patrick Bateman, entre otros muchos.

    Un abrazo,

  3. LA IGLESIA: OTRA VUELTA DE TUERCA
    La Iglesia católica oficial es un monstruo insaciable que jamás tiene bastante, porque su vocación es tenerlo todo y, si por sus representantes fuera, esto sería una teocracia
    Beatriz Gimeno (el diario.es)

    La Iglesia en España ha sido siempre uno de los principales aliados del poder económico y un poder económico en sí misma. Fue colaboradora necesaria de la dictadura pero antes de eso era parte imprescindible de un sistema de poder casi feudal. Aquí, la Iglesia ha puesto siempre todo su empeño en mantener la desigualdad social, el atraso endémico, la incultura, la falta de libertades, los privilegios de unos cuantos y la opresión de muchos y, sobre todo, muchas. Era una institución tan odiada por la clase trabajadora, por el campesinado, por la mayoría de los intelectuales que, en cuanto se prendió una chispa, la gente corrió a quemar iglesias.
    En aquellos países en donde la Iglesia (o las iglesias) forman parte normal del ámbito de las libertades, nadie siente la necesidad de quemarlas. Pero ese no es nuestro caso. El aborrecimiento profundo que muchas personas sentimos aquí por la Iglesia católica se lo ha ganado ésta a pulso. Aquí la religión no ha sido nunca una opción personal que se vive libre y tranquilamente, sino que ha sido desde siempre una imposición que nos cae encima desde todas las estructuras del Estado.
    Nos encontraremos con la Iglesia en los medios, en los discursos políticos, la veremos haciendo y deshaciendo leyes; nos la encontraremos en muchas ceremonias públicas, en la jura de los ministros o altos cargos, en los funerales de Estado; nos la encontraremos en la escuela y en los hospitales, en los ayuntamientos; en las fiestas laborales, ocupando las ciudades según festejos, adueñándose del patrimonio público; y nos la encontramos, sobre todo, en los Presupuestos, recibiendo millones de euros de nuestros impuestos.
    A la Iglesia oficial la vamos a encontrar siempre cerca del poder, pero jamás la veremos en una manifestación contra los desahucios, ni contra la pobreza, sino siempre del otro lado. A la Iglesia oficial solo la vamos a ver histerizada en su lucha contra las libertades en general: contra la libertad sexual, contra los derechos de las mujeres, contra el derecho a la libertad de conciencia…
    El empeño totalitario de la Iglesia católica española por seguir conservando antidemocráticamente, e incluso aumentando, cuotas de poder conseguido a base de dinero público y de excepciones legales; su discurso intolerante, de extrema derecha, misógino y clasista genera auténtico aborrecimiento. La Iglesia católica oficial es un monstruo insaciable que jamás tiene bastante, porque su vocación es tenerlo todo y, si por sus representantes fuera, esto sería una teocracia.
    Por todo esto, la Iglesia se lleva mal con la democracia, pero no con nuestra derecha casposa y clerical: ambas se apoyan mutuamente, como ha sido siempre. El PP, cuya vocación democrática es tan escasa como la de la Iglesia, ha llegado a plantear el introducir una enmienda en la nefasta LOMCE para convertir la religión en una asignatura de oferta obligatoria en el Bachillerato.
    En la redacción que hasta ahora se conoce de la ley Wert, la Religión es una asignatura evaluable y cuya nota cuenta para obtener una beca, lo que ya es grave. Pero era una asignatura optativa entre otras 14 y los centros no estaban obligados a ofrecerlas todas; era previsible que muchos centros no la ofertaran ante la escasísima demanda.
    La situación actual es que sólo el 23,3% de los alumnos elige Religión en Bachillerato frente a más del 60% en Educación Primaria. Es decir, la religión pierde mucho peso cuando los alumnos pueden elegir por sí mismos. Así que, ante la posibilidad de que la realidad demostrara lo poco dispuestos que están los jóvenes a elegir religión como asignatura, el PP hizo declaraciones en el sentido de que hay que “perfeccionar” la ley con la intención de que la religión se convierta en una optativa que se oferte obligatoriamente.
    Lo que habría ocurrido, si el PP hubiera llegado a presentar esa enmienda, es que los alumnos de Bachillerato se habrían visto en la disyuntiva de elegir entre una asignatura fuerte y complicada de aprobar, y la Religión, cuya nota puede ser determinante para conseguir beca o entrar en la universidad. Hasta yo misma, que soy una activista del ateísmo, que aborrezco las iglesias en general y a esta Iglesia católica en particular, sería capaz de sacar sobresaliente en Religión; hasta yo soy capaz de repetir sin haberlo “estudiado” que Dios es uno y trino, que Jesús es hijo de una virgen y de una paloma que pasaba por allí; que el aborto es un crimen; la homosexualidad, un desorden, y que los caminos de Dios son inescrutables (aunque mucho menos que los de las matemáticas, en mi opinión).
    Si mi hijo estuviera en edad de hacer el Bachillerato, y decidiera estudiar Religión si la ley lo permitiera para subir la nota, que seguramente es lo que haría, no se lo impediría, pero trataríamos de compensar haciendo misas negras por la noche y subiendo de volumen nuestro aborrecimiento a esta Iglesia terrible.
    Si la Conferencia Episcopal se cree que convirtiendo en obligatorias sus catequesis va a conseguir más fieles, está muy equivocada. Creyentes a la fuerza no va a conseguir muchos pero, en cambio, lo que sí ha conseguido la Iglesia es que el PSOE se mueva, ¡por fin! Ha tenido el PSOE que verse al borde del precipicio electoral para dejar de hacer genuflexiones ante los obispos, a las que tan aficionados/as fueron algunos/as miembros del Gobierno de Zapatero, y hablar de denunciar los anticonstitucionales acuerdos con El Vaticano.
    Así que los caminos de Dios no sé, pero los caminos de la política sí que pueden ser inescrutables y nunca se sabe por dónde va a venir el bien. Quizá dentro de un tiempo podamos decir que gracias a que la Iglesia no se dio cuenta de que los pies se le habían convertido en barro, y que se creyó tan inmune y poderosa que pensó que aún podía dar otra vuelta de tuerca, fue por lo que se estrellaron en la primera curva. Ojalá lo veamos.

  4. SACAR A FRANCO DEL VALLE DE LOS CAÍDOS
    La sepultura de Franco sigue colocada al pie del altar mayor del Valle de los Caídos, en un recinto en el que se encuentran los restos de miles de víctimas de la Guerra Civil y de la represión franquista
    Rosa Paz (Eldiario.es)

    Hay infinidad de cosas que ocurren aquí, que en un país normal se habrían resuelto hace ya décadas por consenso de todos los partidos. No hay más que mirar alrededor, a los países de nuestro entorno, para ver, por ejemplo, que en ninguno de ellos tienen expuestas las tumbas de sus dictadores en faraónicos mausoleos. Ni se les pasaría por la cabeza. Ni a los gobernantes –incluidas las respectivas oposiciones parlamentarias–, ni tampoco a la inmensa mayoría de los ciudadanos.
    Aquí, sin embargo, han pasado 35 años desde que se aprobó la Constitución, y la sepultura de Franco sigue colocada al pie del altar mayor del Valle de los Caídos, bajo la cruz cristiana más alta del mundo y, lo más grave, en un recinto en el que se encuentran también los restos de miles de víctimas de la Guerra Civil y de la represión posterior de la dictadura.
    Es una situación anómala, atípica en una democracia consolidada, en la que lo habitual es hacer una lectura compartida de la historia y eliminar los elementos de exaltación de regímenes totalitarios. Pero aquí la derecha sigue sin condenar el golpe de Estado de Franco contra la legitimidad democrática de la República; la tumba del dictador se mantiene en un lugar preeminente y todavía quedan en las cunetas miles de cadáveres de fusilados al amanecer, sin que se hayan abierto las fosas comunes, identificado sus restos y entregados a sus familias para que les den digna sepultura.
    Así son las cosas aquí cuando han pasado más de 70 años del final de la guerra, 38 desde la muerte del dictador, 35 de la Constitución. Y lo sorprendente es que, cuando al PSOE se le ocurre plantear una proposición no de ley para que los restos del dictador sean trasladados al lugar donde decida su familia, con el objetivo de dignificar el recinto de Cuelgamuros –algo que, sin duda, podía haber hecho cuando gobernó–, el PP responde que a ellos lo que les importa es “gobernar mirando hacia el futuro y no mirar hacia el pasado”.
    Como si por ignorar el pasado éste fuera menos ignominioso. Si hasta algunos de sus apoyos mediáticos argumentan que la intención de los socialistas es “poner en evidencia a los populares ahora que están logrando que España salga de la crisis”. ¡Vamos!, que el Gobierno no sólo no tiene intención de trasladar la sepultura de Franco sino que, además, se demuestra que el tema le incomoda.
    Claro que el PSOE ha estado dos décadas en el poder y podría haber sacado la tumba del Valle de los Caídos, y no lo hizo. Pero la dignidad de la democracia pasa por hacerlo, por despojar al colosal monumento de su carácter de homenaje al dictador, por limpiarlo de connotaciones franquistas y por convertirlo en el cementerio de los 33.847 muertos que allí yacen.
    Y más vale hacerlo tarde que no hacerlo nunca. A los partidos democráticos, incluido el PP, les corresponde consensuar la forma de acabar con esa anomalía democrática y de hacerlo cuanto antes. Porque si se sigue dejando pasar el tiempo y se mantiene esa monumental ignominia, será difícil no pensar que la derecha española está demasiado anclada en el pasado y la izquierda no tiene –no ha tenido– el coraje suficiente para resolver asuntos de decencia democrática, que son de simple sentido de la justicia. De sentido común.

  5. ALIMAÑAS . Rosa Mº Artal
    La triple valla de seis metros de altura que separa Marruecos de Melilla no es suficiente para el Gobierno del PP. La Delegación de Moncloa en la ciudad autónoma ha anunciado obras que disuadan el ya arriesgado paso. Van a colocar una malla “antitrepa” que “evitará la introducción de los dedos” para escalar por ella, y volverán a situar en la zona superior –para el que haya llegado hasta allí- un alambre de cuchillas. Este material fue primero colocado pero después retirado en 2007 ante las graves heridas que ocasionaba a los emigrantes que pretendían acceder por este método a territorio español.

    Foto: Desalambre de eldiario.es

    Se arriesgan para venir a este país, a este continente, donde ostentan el poder alimañas -a juzgar por sus actos-, al parecer porque les han votado personas de bien que no mueven un dedo ante esto.

    En la estupefacción diaria, vamos viendo que expulsan a una empleada por haber faltado al trabajo para asistir al desahucio de su casa. O que las empresas a las que han entregado los servicios que antes correspondían a funcionarios del Estado cometen graves atropellos y en el más puro contrasentido. Se ha detectado la expulsión de trabajadoras embarazadas… en la empresa que gestiona el teléfono contra la violencia machista. O que los directivos de la sanidad catalana se suben y blindan sus sueldos, mientras cercenan ese servicio y derecho público. O que en plena ola de recortes, el Ministerio de Defensa se gasta 220.000 euros en cuidar el campo de golf de una Base militar. ¿Y quién se lleva el contrato? La empresa de Florentino Pérez. La que también “arregló” el Congreso de los Diputados dejando unas goteras que obligaron a suspender la sesión.

    Por lo demás esos bancos que acaban de hacer públicos sus desmesuradamente obscenos beneficios necesitan más dinero y Rajoy se ha prestado y aprestado a facilitarles que refuercen su capital en 28.000 millones de euros. El Gobierno estudia crear una fórmula para permitir que las entidades “contabilicen ahorros futuros de impuestos como recursos de primera calidad“.

    Y de dejar boquiabierto -si ya la mandíbula no se nos hubiera descuajeringado a estas alturas- es la aprobación de esta partida que nos cuentan con tanta soltura en este periódico:

    “La Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb) aprobó el pasado mes de marzo un plan de negocio que reserva 103 millones de euros para demoliciones de edificios. Se trata de una cantidad algo inferior a la que se destina a mantenimiento de edificios (130 millones) y obras en curso (133 millones).”

    Resulta que hay unas 800.000 viviendas vacías, algo menos según otras fuentes -ni saben cuántas tienen-. Y han pensado que aunque ya aquí los fondos buitre tienen barra libre y están comprando todo -de saldo-ha bajado mucho el precio y no hay negocio. Entonces mandan la piqueta a las viviendas que no están terminadas y así, con menos oferta, subirán los precios. Si veis, seguir con las obras o mantener los edificios en buen estado, es poco más de esa cantidad. Pero también “ahorran” ahí. Mucho mejor pulverizar los edificios y que los pisos sigan siendo caros y se lucren los que se tengan que lucrar. Aquí lo que cuenta, y así lo denominan, es “el plan de negocio”.

    Por llegar a este país se quieren dejar el cuerpo a jirones los emigrantes africanos. Muchos quisiéramos irnos. Sobre todo por no dar lugar a confusiones y que alguien crea que pertenecemos con plena aquiescencia a esta sociedad que permite todo esto sin mover un músculo. Quizás solo los que posibilitan el bostezo o el aplauso a los juguetes de distracción que ponen ante sus ojos. Sus anchos estómagos éticos admiten que, por ejemplo, la Fiscalía de Madrid haya considerado que el PP no ha cometido delitos de daños y encubrimiento al destruir los ordenadores su ex tesorero Luis Bárcenas. Lo que procede, en su opinión, es archivar el caso, cerrarlo.

    Lástima lo mal repartido que está el dolor. Lo fácil que les ha resultado algunos trepar hasta donde están. Cuánto mejor estarían las alimañas cercadas por vallas de cuchillas cortantes, y aisladas de los seres humanos.

    La triple valla de seis metros de altura que separa Marruecos de Melilla no es suficiente para el Gobierno del PP. La Delegación de Moncloa en la ciudad autónoma ha anunciado obras que disuadan el ya arriesgado paso. Van a colocar una malla “antitrepa” que “evitará la introducción de los dedos” para escalar por ella, y volverán a situar en la zona superior –para el que haya llegado hasta allí- un alambre de cuchillas. Este material fue primero colocado pero después retirado en 2007 ante las graves heridas que ocasionaba a los emigrantes que pretendían acceder por este método a territorio español.

    Se arriesgan para venir a este país, a este continente, donde ostentan el poder alimañas -a juzgar por sus actos-, al parecer porque les han votado personas de bien que no mueven un dedo ante esto.

    En la estupefacción diaria, vamos viendo que expulsan a una empleada por haber faltado al trabajo para asistir al desahucio de su casa. O que las empresas a las que han entregado los servicios que antes correspondían a funcionarios del Estado cometen graves atropellos y en el más puro contrasentido. Se ha detectado la expulsión de trabajadoras embarazadas… en la empresa que gestiona el teléfono contra la violencia machista. O que los directivos de la sanidad catalana se suben y blindan sus sueldos, mientras cercenan ese servicio y derecho público. O que en plena ola de recortes, el Ministerio de Defensa se gasta 220.000 euros en cuidar el campo de golf de una Base militar. ¿Y quién se lleva el contrato? La empresa de Florentino Pérez. La que también “arregló” el Congreso de los Diputados dejando unas goteras que obligaron a suspender la sesión.

    Por lo demás esos bancos que acaban de hacer públicos sus desmesuradamente obscenos beneficios necesitan más dinero y Rajoy se ha prestado y aprestado a facilitarles que refuercen su capital en 28.000 millones de euros. El Gobierno estudia crear una fórmula para permitir que las entidades “contabilicen ahorros futuros de impuestos como recursos de primera calidad“.

    Y de dejar boquiabierto -si ya la mandíbula no se nos hubiera descuajeringado a estas alturas- es la aprobación de esta partida que nos cuentan con tanta soltura en este periódico:

    “La Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb) aprobó el pasado mes de marzo un plan de negocio que reserva 103 millones de euros para demoliciones de edificios. Se trata de una cantidad algo inferior a la que se destina a mantenimiento de edificios (130 millones) y obras en curso (133 millones).”

    Resulta que hay unas 800.000 viviendas vacías, algo menos según otras fuentes -ni saben cuántas tienen-. Y han pensado que aunque ya aquí los fondos buitre tienen barra libre y están comprando todo -de saldo-ha bajado mucho el precio y no hay negocio. Entonces mandan la piqueta a las viviendas que no están terminadas y así, con menos oferta, subirán los precios. Si veis, seguir con las obras o mantener los edificios en buen estado, es poco más de esa cantidad. Pero también “ahorran” ahí. Mucho mejor pulverizar los edificios y que los pisos sigan siendo caros y se lucren los que se tengan que lucrar. Aquí lo que cuenta, y así lo denominan, es “el plan de negocio”.

    Por llegar a este país se quieren dejar el cuerpo a jirones los emigrantes africanos. Muchos quisiéramos irnos. Sobre todo por no dar lugar a confusiones y que alguien crea que pertenecemos con plena aquiescencia a esta sociedad que permite todo esto sin mover un músculo. Quizás solo los que posibilitan el bostezo o el aplauso a los juguetes de distracción que ponen ante sus ojos. Sus anchos estómagos éticos admiten que, por ejemplo, la Fiscalía de Madrid haya considerado que el PP no ha cometido delitos de daños y encubrimiento al destruir los ordenadores su ex tesorero Luis Bárcenas. Lo que procede, en su opinión, es archivar el caso, cerrarlo.

    Lástima lo mal repartido que está el dolor. Lo fácil que les ha resultado algunos trepar hasta donde están. Cuánto mejor estarían las alimañas cercadas por vallas de cuchillas cortantes, y aisladas de los seres humanos.

  6. http://tenacarlos.wordpress.com/2013/10/31/el-muro-de-la-verguenza-en-berlin-una-chapuza-al-lado-del-muro-de-la-miseria-franquista-en-melilla/
    EL MURO DE LA VERGUENZA
    La triple valla de seis metros de altura que separa Marruecos de Melilla no era suficiente.

    La Delegación del Gobierno ha anunciado el inicio de las obras en la frontera: en un plazo aproximado de un mes, seis de sus nueve kilómetros de largo estarán cubiertos con una malla ‘antitrepa’ que “evitará la introducción de los dedos” para escalar en ella, mientras que su zona superior estará coronada por un alambre de cuchillas, un material retirado en 2007 ante las graves heridas causadas a las personas que intentaban atravesarla y acceder a territorio español.

    “A lo largo del perímetro se están colocando medidas anti-intrusión, poniendo una malla ‘antitrepa’ que imposibilita la introducción de los dedos en la valla”.

    Con estas palabras, el delegado del Gobierno en Melilla anunciaba las reformas que ya se están añadiendo en el perímetro fronterizo.

    Además, las obras conllevan la colocación de una “concertina” o alambre de cuchillas en la zona más alta.

    De esta forma, El Barkani ha reconocido que la futura estructura será similar a la retirada en 2007, una modificación que pretendía instalar un sistema “menos lesivo y más seguro”.

    Aquellos cambios incluyeron la colocación de la tercera valla intermedia, inexistente hasta entonces.

  7. http://www.publico.es/478690/la-jueza-afirma-que-el-pp-podia-destrozar-los-discos-duros-de-barcenas-porque-eran-suyos
    La jueza de Madrid María Esperanza Collazos Chamorro ha seguido a pies juntillas el criterio de la Fiscalía y ha dado carpetazo, si bien de forma provisional, al caso de la destrucción de los discos duros de los ordenadores de Luis Bárcenas, que el Partido Popular confesó haber llevado a cabo después de que el extesorero dejase de usar un despacho en la sede de Génova.

    La magistrada archiva provisionalmente las actuaciones pero no cierra la puerta a una reapertura futura de la causa, siempre que se probasen delitos en la investigación que se sigue en la Audiencia Nacional en el caso de los denominados ‘papeles de Bárcenas’, lo que permitiría sostener una acusación por delito de encubrimiento.

    La jueza despacha el asunto en un auto de tres folios, donde analiza si la manipulacion, alteración o destrucción de los dos ordenadores y discos duros que Bárcenas utilizó en la sede del PP pueden ser constitutivos de delitos de daños o de encubrimiento.

    En relación al delito de daños, la magistrada recuerda que para que se produzca deben causarse en bienes de propiedad ajena, lo que no concurre en este caso. El propio Bárcenas, subraya el auto, reconoció que los ordenadores pertenecían al PP, mientras que el abogado del partido señaló que en la sede de Génova no había ningún equipo informático que perteneciese a su extesorero. Lo hicieron en otra causa, que se abrió y también se archivó en los juzgados de Madrid, por el delito de robo de sus pertenencias denunciado por Bárcenas.

    En cuanto al contenido de los ordenadores, la jueza indica que Bárcenas entregó al juez Pablo Ruz un pen-drive con la información de uno de ellos, el de marca Toshiba (aunque el aparato carecía de USB), mientras que en el caso del Apple, “ha desaparecido cualquier información, habiendo procedido el Partido Popular a destruir lo en ellos contenido cuando el empleado sr. Bárcenas dejó de prestar los servicios de la empresa, en este caso el PP, y lo hace según el protocolo que se acompaña, y como tal empleador titular de los bienes de equipo”. Luego también descarta el delito de daños a los discos duros.

    Y respecto al delito de encubrimiento, la jueza señala que “no existe si no se encubre un delito”, y considera que en la causa que se sigue en la Audiencia Nacional por los denominados ‘papeles de Bárcenas’ –que reflejan una contabilidad B del PP durante años– todavía no se ha probado ningún delito. Luego a fecha de hoy no puede determinarse que nadie los ha encubierto.

    Por ello archiva provisionalmente las actuaciones, “sin perjuicio de lo que resulte acreditado en el procedimiento del que éste deriva”, es decir, de la investigación de los ‘papeles de Bárcenas’ por el juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz. Se entiende así, aunque la jueza no lo diga, que si se prueban delitos en ese asunto, podrá reabrirse la investigación por delito de encubrimiento de los mismos.

    El auto de la juez no es firme y podrá ser recurrido ante ella misma en reforma, o en apelación ante la Audiencia Provincial de Madrid. En el caso está personado Izquierda Unida, quien pidió la imputación de la actual gerente y tesorera del PP, Carmen Navarro, y del propio partido como persona jurídica.

  8. http://tenacarlos.wordpress.com/2013/10/31/estos-son-algunos-de-los-metodos-y-sistemas-que-la-n-s-a-utiliza-para-obtener-informacion/

    ESTOS SON ALGUNOS DE LOS MÉTODOS Y SISTEMAS QUE LA N.S.A. UTILIZA PARA OBTENER INFORMACIÓN
    Los documentos filtrados por el exempleado de la CIA Edward Snowden muestran que EE.UU. está espiando a todos los países del mundo. Un análisis de sus datos permite concluir qué métodos exactos usan los U.S.A.

    1.- Acceso a los servidores de los gigantes de internet

    Gracias a su programa secreto PRISM, la inteligencia de EE.UU. tiene acceso directo a los servidores de las nueve empresas más grandes del sector de Internet, Apple, Facebook, Google, Yahoo y Microsoft entre ellos.

    De esta manera puede interceptar correos electrónicos, mensajes instantáneos, mensajes en las redes sociales y archivos guardados en los servidores.

    2.- Intercepción de cables de fibra óptica

    Según ‘The Guardian’ y ‘L’Espresso’, la NSA en colaboración con sus socios británicos, en primer lugar con el Cuartel General de Comunicaciones del Gobierno, obtuvieron acceso a, al menos, 200 cables de fibra óptica, lo que les perminió interceptar más de 600 millones de mensajes a diario.

    Intervinieron, además, tres cables subacuáticos en Italia, como mínimo, lo que les permitió quedarse con información clasificada de carácter comercial y militar.

    Expertos explican que no se trató de vigilancia en tiempo real, sino del análisis de los datos almacenados: las prácticas comunes prevén que la información sobre el uso del teléfono o internet se guarden durante 30 días.

    3.- Escuchas telefónicas

    La NSA monitoreó llamadas telefónicas en Francia, España y Alemania, entre otros. En total, espió a, al menos, 35 líderes mundiales, entre ellos a la canciller Angela Merkel.

    En su caso particular, se interceptaron dos teléfonos: uno habitual que usaba para discutir problemas de su partido y otro, protegido, destinado a hablar sobre el trabajo del Gobierno.

    Según los expertos, los sistemas estándar de codificación que suelen usarse en los celulares resultan vulnerables porque se usan softwares diferentes para crear un mensaje y para codificarlo.

    Esto da la posibilidad de introducir un sistema de intercepción entre el programa que forma el mensaje y el programa responsable de su codificación.

    De esta manera, se puede intervenir una comunicación al principio de la conversación —antes de que esté codificada y enviada— o al final, después de que haya sido recibida y descodificada.

    4.- Radio vigilancia

    Las paredes sin ventanas de los edificios oficiales se usan muy a menudo como ‘oídos de inteligencia’. Seg

    ún explica el periodista investigador Duncan Campbell, en la mayoría de los casos estas paredes se fabrican de material que no conduce electricidad pero que resulta transparente para las ondas de radio. Esto permite vigilar todo lo que está pasando en los edificios vecinos sin riesgo de ser descubierto.

    5.- Micrófonos ocultos

    Según el diario alemán ‘Der Spiegel’, NSA espió las redes internas de comunicación de la Unión Europea en Washington y en la oficina de representación de la UE en Nueva York, ubicada en el edificio de la sede de la ONU.

    Además, filtró que en 38 embajadas y consulados europeos en EE.UU. había micrófonos ocultos. Aseguró que la misma situación sucedía en el edificio en Bruselas que aloja el Consejo de Ministros de la UE y el Consejo Europeo

  9. MARIANO ANTE LA HISTORIA
    Anival Malvar
    http://blogs.publico.es/rosa-espinas/2013/11/02/mariano-ante-la-historia/
    Nuestra memoriosa Real Academia de la Historia acaba de sacar el volumen de la R, o eso supongo, de su Diccionario Biográfico Español. Digo que debe de ser el de la R porque saleMariano Rajoy. Le dedican siete columnas. Que se pueden resumir en una gloriosa frase deAmanece que no es poco: “Presidente, todos somos contingentes, pero tú eres necesario”.
    En estos últimos siglos, en que los paletos hemos dudado sistemáticamente de la agilidad de las academias para estar en consonancia con los tiempos, resulta grato observar que nuestra Academia de la Historia va adelantada a la contemporaneidad, y nos glosa con igual celeridad las virtudes de Rajoy que las deCánovas del Castillo o los pintores de Atapuerca.
    Que un diccionario biográfico de una real academia dedique una de sus entradas a un señor que lleva un par de años de presidente, a un señor aun no extinto, a un presidente que todavía tiene tantas cosas por hacer como promesas electorales ha ido incumpliendo, que eso ocurra, significa que hasta las academias de la Historia avanzan más veloces que nuestra política, que nuestros políticos, que nuestra Historia.
    La Academia de la Historia ya ha juzgado a nuestro presidente presente y futuro: “Le tocó afrontar tres crisis políticas relevantes: en primer lugar, la invasión de la isla de Perejil, muy cercana a Ceuta, por miembros de la Gendarmería Real marroquí en julio de 2002. La situación generó notable tensión entre la diplomacia de ambos países y fue finalmente resuelta, sin consecuencias, mediante el desalojo del contingente marroquí por parte de las Fuerzas Armadas españolas”, reza el texto. Las otras dos crisis son la catástrofe de hilillos de platistina del Prestige y los atentados del 11-M en Madrid, cuando tras atribuir el PP el atentado a ETA, Rajoy perdió sus primeras elecciones como candidato. El diccionario lo explica a su manera: “El atentado terrorista de Atocha del 11 de marzo de 2004, tres días antes de las elecciones generales, influyó en la opinión pública y provocó un vuelco en los resultados electorales que habían anunciado todas las encuestas”. El diccionario obvia el hecho de que los atentados no provocan vuelcos electorales, pero las mentiras sobre los atentados sí.
    De lo que no se puede acusar a este diccionario es de incoherencia, ya que trata a comilitones como Rajoy oFrancisco Franco con idéntica benevolencia. Y hasta se inventa hagiografía de alta política para cada uno de ellos. De Franco: “Cuando, en agosto de 1965, el presidente Johnson invitó a Franco a participar en la guerra de Vietnam, este demostró su capacidad militar recomendándole salir de una guerra que no podía ganar: los ejércitos modernos son impotentes frente a la voluntad de un pueblo que se expresa en las guerrillas”. ¡Ay, si Johnson hubiera hecho caso a Franco, qué horrible tragedia se hubieran ahorrado los EEUU!
    Rajoy, por su parte, siempre también según este intachable diccionario, fue uno de los actores de la política occidental más activo tras los atentados del 11-S: “Como ministro del Interior, Mariano Rajoy vivió los atentados terroristas del 11 de septiembre en los Estados Unidos. Fue, de hecho, el primer ministro del Interior europeo que solicitó un encuentro con los representantes de la Administración estadounidense”. Lo que no dice el diccionario, pues un diccionario debe de ser discreto, es que ningún representante relevante o no de la administración estadounidense se dignó ni a declinar la oferta.
    Inventándose todas estas estupideces, exaltando Perejil y ocultando aBárcenas, la Real Academia de la Historia se convierte en periodismo barato de ayer. La historia es una cosa demasiado seria como para que los contemporáneos aparezcamos en sus páginas. Lo que ha sucedido aun está por venir. Así que dadle tiempo a la historia, queridos académicos, y dejad de hacer la pelota y el ridículo simultáneamente, pues son dos ejercicios muy cansados para traseros tan doctos como los vuestros.

  10. SIEMPRE QUE EL PSOE SE HUNDE NACE UNA NUEVA IZQUIERDA
    Publicado el 3 noviembre, 2013 por Juan Carlos Monedero
    http://www.comiendotierra.es/2013/11/03/siempre-que-el-psoe-se-hunde-nace-una-nueva-izquierda/

    Invariable. Con la precisión de un reloj suizo hecho en China. Con escrupulosa exactitud. No falla (aunque sea barato). Basta la marca. Lo decía Galbraith: la memoria de los timos piramidales dura una generación. Aquí, con tan poca memoria para la historia democrática, olvidamos también más deprisa. Y ahí tenemos otra vez el mismo guión gastado. Ahora esa izquierda dice que es abierta. Antesdeayer, carrillista. Ayer era el PDNI. De ahí vino Diego López Garrido. El que dijo como portavoz del PSOE que no hacía falta someter a referéndum la reforma del artículo 135. El derecho constitucional también es muy abierto. Como esa izquierda. Lejos de nosotros la funesta manía del chiste fácil.

    Cada vez que al PSOE le crujen las costuras surge una Nueva Izquierda. De sus crisis, el PSOE no sale nunca por la izquierda, con una propuesta ideológica que logre enamorar a una ciudadanía hastiada de las mismas caras diciendo lo mismo o caras diferentes diciendo igualmente lo mismo. De las crisis sale renunciando al marxismo, defenestrando a Borrel, gritando a los cuatro vientos su fe atlantista y europeísta y, sobre todo, trayendo a sus filas a gentes provenientes del entorno ideológico allende sus filas. Vamos, del entorno del PCE y, ahora, de Izquierda Unida. Si sube la izquierda no socialdemócrata ¿para qué demonios hicimos una transición y una ley electoral tan amañada?

    Ahora entendemos mejor el artículo de Baltasar Garzón defendiendo a Felipe González y la Transición. Estas cosas se anuncian un día pero se gestionan paso a paso. Siempre hay que hacer gestos de buena voluntad. Entonces, viene el juez Garzón y dice que Felipe González ya no es Mister X sino que es un hombre preclaro de esos que aparecen solamente una vez cada cien años. Como decía Neruda de Bolívar. Y de paso, rescata también a Fraga. Las estrellas brillan mucho porque están acabándose. Por eso, con una mano exhumas fosas y con la otra insultas la memoria de las víctimas –las que murieron luchando contra el fascismo y su promesa de dictadura- diciendo que Fraga nos hizo a todos más demócratas. Así no salimos del foso en el que estamos.

    Por qué Llamazares deja a su “entorno” hacer todo esto no lo entiendo. Es uno de los escasos referentes de la izquierda, pero parece empeñado en tirar por la borda lo construido. Los intentos desesperados del “entorno” por hacerse un hueco terminan dando la sensación de que él también está desesperado. Aunque en estos asuntos, hablar del “entorno” es peligroso. Por culpa del entorno se cerraron periódicos y se encarceló y torturó a gente. Luego vinieron los jueces europeos a decirnos que eso no se hace. Pero esa Europa es menos atractiva. No entiende nuestros entornos. Los entornos son lábiles, como la opinión pública, la mayoría silenciosa o la intención de voto. Cambian con el viento. ¿Cómo que el rector de la UCM, José Carrillo, se acerca al PSOE? No. Siempre lo ha sido. ¿Cómo es que se acerca al PSOE quien ha sido asesor del PSOE? Es curioso ver cómo los que ya estaban vuelven a estar sin haberse ido. Bucles curiosos. ¿Por qué no anunciar que Rubalcaba vuelve al partido? Las necesidades de los entornos todo lo enturbian. Estas cosas siempre se pactan en grupo. En un momento de crisis tan recia ¿tiene nadie derecho a ser tan chapucero? Los entornos ya no son lo que eran. Enrique Curiel se hizo enterrar con la bandera del Partido Comunista. El PSOE no le dejó ser diputado pese a habérselo prometido. La dirección del PCE no fue al sepelio. El PSOE traicionó sus promesas. ¿Es que no vemos que tenemos que cambiar esta manera de hacer política?

    Claro que hay que unir a la izquierda. En eso anda buena parte de la gente decente de este país. Pero operaciones de mercadotecnia como la que ha puesto en marcha el “entorno de Llamazares” frenan los análisis e impiden la autocrítica. Cansa. ¿Otra vez darle cuerda a un PSOE cuya máxima renovación viene de gente que nunca ha trabajado fuera de la política -basta mirar los cambios en Andalucía- o de gente que desde hace décadas está trabajando en la política? Con esta dirección del PSOE que firmó con el PP la reforma del artículo 135 y no ha mostrado ni asomo de enfrentar radicalmente a la Troika ¿qué lejos quiere llegar nadie que se sitúe en espacios reales de transformación? Otra vez, como viene siendo común desde 1975, el PSOE se alimenta ideológicamente sólo del miedo que despierta el PP. El fin del guión suena manido: los dos grandes partidos pactando la continuación del bipartidismo, la sumisión a los mandatos europeos, la continuación del Concordato, los recortes sociales, las leyes contra los inmigrantes o la defenestración de los federalistas (que Alfonso Guerra ya ha hablado). ¿O no llevamos 30 años diciéndole al PSOE que los asuntos de España se solventaban de manera federal? Maldita mala memoria.

    El que no haya ido a votar con la nariz tapada nunca que tire la primera piedra. O que vuelva a tocar la misma puerta donde viven los que no pueden sino volver a hacer lo mismo que vienen haciendo. ¿O alguien cree que basta estar fuera del poder para realmente cambiar los presupuestos ideológicos? Esos los cambian la necesidad de los pueblos. Anden pues con cuidado: de tanto taparse la nariz al final surgen graves problemas respiratorios que pagamos todos.

  11. http://www.diariodemallorca.es/mallorca/2013/11/04/pp-teme-carcel-matas-barcenas/887207.html

    Lamento trasladarles las vicisitudes de mi vida privada, pero miles de personas me asaltan por la calle para formularme la misma pregunta con diferentes entonaciones. “¿Por qué el PP maniobra desde el Supremo y el Gobierno para librar a James Matas de la cárcel, si el partido lo ha desahuciado políticamente y lo trata como un apestado?” He elaborado una respuesta estándar para todos ellos. “No intenten explicarlo por la solidaridad entre corruptos o la voluntad de mantener inmaculados a los gobiernos de Aznar, sino por el miedo puro y oscuro”.
    El PP ha decidido que con un dicharachero encarcelado ya tiene bastante. El partido hegemónico de la derecha teme que la prisión desate la lengua del exministro aznarista. Matas no sólo sabe tanto como Luis Bárcenas, sino que figura en los papeles del tesorero. Como perceptor, faltaría más, de cantidades que tuvo que explicar ante el juez Ruz.

    En un auto para los anales, la Audiencia de Palma se limita a recordarle al eufórico Matas que está condenado. Haciendo abstracción de la jerga penal, las magistradas han expresado lo que todos los mallorquines sabían, pero ninguno se atrevía a pronunciar en voz alta durante el cuatrienio del despotismo, de 2003 a 2007. Qué tiempos aquéllos, en los que el president era jaleado por la cúpula del PP como el héroe cuya gestión serviría de modelo a Mariano Rajoy en La Moncloa.

    Para los populares, Matas tiene más peligro en la cárcel que Bárcenas. Los políticos corruptos recuperan la memoria cuando ajustan cuentas con sus manejos. El expresident ya fue grabado en la frase “esto me lo debe”, referida al fiscal jefe Bartomeu Barceló.

    En un caso de corrupción similar, un célebre abogado palmesano todavía se estremece al recordar el pronunciamiento bíblico de un gobernante atribulado. “Si yo entro en prisión, tú irás detrás”, tan parecido a “esta noche estarás conmigo en el paraíso”.

    A propósito de Bárcenas y Gürtel, la trama no sólo dispone de una sucursal mallorquina más activa que en la península, con media docena de conselleries –empezando por la angélica Aina Castillo– implicadas en favores a la agencia Over. El escándalo ha permitido además descubrir gastos inusitados del PP balear, cuando Ruz pidió las cuentas del partido para enmarcar a Bárcenas.

    En comidas y cenas de trabajo, dedicadas por tanto al partido, los populares mallorquines pagaron 39 mil euros de euros públicos en 2011, muy por encima de sus correligionarios de otras autonomías. Son más de cien euros diarios de los contribuyentes, incluidos sábados y domingos. Diez veces más que en la superpoblada Andalucía, tres veces más que en Aragón. El presidente del PP balear en aquel ejercicio fue Josep Ramon Bauçà, consumían tanta energía que tenían que reponer fuerzas.

    Prosigamos con el inacabable listado de presidents del PP embarrancados en los tribunales. Josep Ramon Bauçà acusa a UGT de judicializar la vida política, olvidando sus ínfulas calderonianas contra Lorenzo Bravo. A raíz del abuso de fondos públicos para defender el disminuido honor del farmacéutico, cabe recordar que por fortuna no fue condenado a pagar las costas de su demanda fallida ni en primera instancia ni en la Audiencia. El farmacéutico nunca ha explicado quién debería haberse hecho cargo de esas cantidades, a expensas de la sentencia definitiva del Supremo, pero nos volveremos a poner en lo peor. No sólo plantea demandas estrambóticas, sino que nos coloca en la tesitura de subvencionar al abogado contrario.

    Por cierto, el farmacéutico sigue figurando como propietario de la mitad de la vinoteca Divino, aunque ha traspasado una cuarta parte a su esposa. Las fechas de sus ceses como gestor corresponden a un año después de su llegada al Consolat, según los datos oficiales del Registro. Compatibilizó los cargos de apoderado y administrador con la presidencia de la comunidad, quedan desmontadas sus delirantes invenciones.
    Entre las excelentes noticias para Bauçà, los colegios privados han hecho su agosto con el otoño del TIL. Se han multiplicado las matrículas, se han llenado aulas medio vacías por la crisis. El miedo infundido por el Govern ha culminado otro de sus objetivos, el farmacéutico insiste en reducir el cosmopolitismo de Mallorca a dos comunidades enfrentadas.

    Nos congratulamos ante la puesta en marcha en Mallorca de un hotel levantado por un ciudadano ruso, concretamente en las montañas de Peguera. Consta de ochenta habitaciones, con vocación de boutique. Preludia la llegada masiva de capitales moscovitas y pequineses a la hostelería mallorquina. Si ya trabajan como chinos, aunque a menor precio, por qué no hacerlo para los auténticos mandarines.

    No vamos a editorializar sobre una película, pero produce cierto embarazo contemplar a actores meritorios como Annette Bening o Ed Harris en La mirada del amor, que debió titularse El hombre que susurraba a los caballetes. Especializado en pintores, el protagonista ha pasado de Pollock a Hockney, mientras que Robin Williams siempre interpreta al pervertido de la casa de al lado. Felicidades a quienes se quedaron en casa viendo The killing o The bridge. (Comenta usted una película anodina para presumir de sus efectos especiales y de su ridícula pirotecnia verbal.)

    Reflexión dominical romántica: “El amor consiste en pensar que puedes alcanzar la luna subiendo a un árbol, y en pensar que avanzas hacia el objetivo mientras asciendes por sus ramas”.

  12. El alma del PSOE

    El PSOE sigue teniendo un alma republicana, dijo ayer Ramón Jáuregui, coordinador de la ponencia marco de la conferencia que los socialistas celebran el fin de semana. Un alma republicana. Algo es algo, podríamos pensar: actúan como monárquicos pata negra, pero al menos tienen el alma republicana.

    Así que, para medir el tamaño de su alma, acudo a la ponencia que el propio Jáuregui ha coordinado y que servirá como base para los debates. Allí encuentro, entre 1.798 artículos, solo dos referidos al tema, los dos últimos, agrupados bajo el título republicanísimo de “La Corona”. Entre 386 páginas de ponencia, el alma republicana solo ocupa medio folio. Bueno, me digo, las esencias se guardan en frascos pequeños, así que acudo raudo a la última página.

    Y ahí están, negro sobre blanco, las dos propuestas estrella del PSOE para “conectar” con la ciudadanía en tiempos de declive monárquico. La primera, pedir la igualdad entre hombre y mujer en la sucesión al trono, “salvaguardando expresamente los derechos sucesorios del actual Príncipe de Asturias”, y cambiando la Constitución (han leído bien, cambio constitucional) para… recoger “también el género femenino en sus referencias al Rey y al Príncipe”. Es decir, para que la Constitución diga “rey o reina” y “príncipe o princesa”. La segunda propuesta consiste en elaborar la Ley Orgánica que regule la abdicación y defina el estatuto jurídico del príncipe de Asturias. Punto final. That’s all, folks! Ya pueden poner un azulejo conmemorativo de esos de riada, que diga: “Hasta aquí llegó el alma republicana del PSOE en 2013”.

    El PSOE tiene alma republicana pero actúa como un partido monárquico para “no poner el país patas arriba”, aclaró ayer Jáuregui. Junto a la republicana, en el almario guarda toda una colección de almas como pañuelos para días de paseo: alma de izquierda, alma federal, alma laica, alma por la memoria histórica, alma obrera… Por responsabilidad, para “no poner el país patas arriba”, guarda todas esas almas bajo siete llaves, que el cuerpo es una cárcel para el alma, ya lo decía el clásico.

    Cuando el PSOE está en la oposición, a veces relaja la vigilancia y de pronto un alma enseña la patita. Entonces van y piden sacar a Franco del Valle de los Caídos, derogar los acuerdos con el Vaticano, aumentar impuestos a las grandes fortunas o abolir la reforma laboral o la de pensiones (las del PP, no las suyas). Pero en seguida empuja de vuelta el alma a su celda, y todo vuelve a la normalidad. Y cuando llegue al Gobierno, ya se sabe: a vender el alma al diablo.

    En realidad, si de almas hablamos, el PSOE es más bien un alma en pena que llega a la conferencia arrastrando los pies, hundido en las encuestas, falto de poder territorial y alejado de su base social.

    Dijeron ayer que el lema elegido para la conferencia, “¡Conectamos!”, no es un eslogan sino “un grito”, y hay que pronunciarlo así, a voces. Ya tendrán cuidado este fin de semana al gritar, no sea que el alma se les escape por la boca.

  13. Discursos hegemónicos y marcos de interpretación: el círculo vicioso de la dominación consumista/capitalista. Pedro Honrubia
    http://www.kaosenlared.net/component/k2/item/72927-discursos-hegemónicos-y-marcos-de-interpretación-el-círculo-vicioso-de-la-dominación-consumista/capitalista.html
    Los discursos, de acuerdo a Bourdieu, hacen referencia a los habitus de los sujetos, a su capital -económico, social, cultural y simbólico- , a la situación social concreta y por ende a la estructura de lo decible que en ella se da. Estos dicursos, además, cuando están vinculados a una determinada ideología hegemónica, no solamente reproducen en sí mismos el orden establecido en esa determinada sociedad, sino que sirven para reproducir en lo concreto la forma con la que este orden establecido se reproduce, entre otras cosas, diferenciando a los diferentes grupos sociales existentes, especialmente entre aquellos que son considerados aliados del sistema y aquellos que pueden suponer un peligro para el normal funcionamiento del mismo, esto es, los “enemigos” del sistema.

    La estrategia global de toda ideología hegemónica aparece así, a través de los discursos hegemómicos que dicha ideología produce, como una auto-presentación positiva de sí misma (y sus grupos aliados) y una presentación negativa del otro (el enemigo). Ese otro, en nuestro caso, es el antisistema, el raro, el loser, esto es, aquel que no es capaz de adaptarse eficientemente a las prácticas sociales propias de la hermenéutica de sentido consumista/capitalista, o que, directamente, trata de rebelarse contra ellas.

    La clase dominante dispone de diferentes mecanismos para imponer, en las prácticas sociales y en la mentalidad de las clases dominadas, esa auto-presentación positiva de sí misma y de sus aliados, así como una presentación negativa del otro, principalmente a través de los discursos vinculados a la satisfacción, o no, de lo que la sociedad espera del sujeto consumista/capitalista, productor/consumidor, de nuestros días, así como de la reproducción por parte de éstos de los códigos de valoración aceptados de forma común por el conjunto de la sociedad, y que responden a un interés de clase: en concreto al interés de la clase dominante por no perder su hegemonía.

    La marginación, por vía de la exclusión de la comunidad de “buenos ciudadanos”, de aquellas personas que, por una razón u otra, no reproducen fielmente la ideología de vida que es propia de la hermenéutica consumista/capitalista, así como sus valores, políticos y morales, asociados, es una constante en todo el ámbito discursivo consumista/capitalista, tanto de manera explícita -con mensajes expresamente destinados a tal fin-, como de manera implícita -a través de otros mensajes que inducen a que sea el propio sujeto el que así se considere cuando no es capaz de cumplir con lo que de él espera el sistema-.

    Esto es, los discursos consumistas/capitalistas, por ejemplo, no solo te dicen abiertamente, a través de diversas formas de expresión y canales de comunicación, que si eres un desempleado, eres un perdedor, un loser, un fracasado, sino que, además, por otros mensajes más de tipo subjetivo y no tan explícitos, te hacen desarrollar los mecanismos para que seas tú mismo, desempleado, el que así lo perciba.

    Eres tú, y no el sistema, el que ha fracasado en su intento por ser alguien dentro de la estructura social consumista/capitalista, y esto te es dicho tanto de manera explícita -directa y sin tabús-, como de manera implícita -escondida entre símbolos y significaciones sociales, relacionados con el éxito social, que así te lo hacen ver-. Para que tal hecho se convierta en una verdad absoluta para uno mismo, basta con que tal discurso, convertido en marco de interpretación, se apodere de tu capacidad para analizar e interpretar tu propia vida y el mundo que te rodea.

    Podemos, por tanto, utilizar la teoría analítica de marcos como un modo de acercamiento a la mentalidad de los sujetos de las clases no dominantes que actualmente hacen suyos los mensajes ideológicos hegemónicos que son propios de la ideología de la clase dominante, en tanto que tal hecho nos permite llegar a comprender cómo es posible que tales sujetos no solo no se rebelen contra el sistema establecido, sino que, consciente e inconscientemente, reproduzcan con sus prácticas sociales la hegemonía de la clase dominante.

    Inscritos en el paradigma constructivista, los llamados marcos, paquetes o esquemas interpretativos se han convertido en constructos ampliamente utilizados en sociología y en psicología cognitiva. Se emplean como instrumento de análisis metodológico de los discursos sociales, entre ellos, claro está, los de carácter político o propagandístico. Según lo que se desprende este conjunto de teorías analíticas, comprendemos el entorno cultural aplicando esquemas o marcos de interpretación. Los propagandistas los emplearán para comprender y plantear discursivamente, en términos políticos, los sucesos que se van desarrollando en la realidad social en relación a un determinado tema de actualidad, mientras que el público al cual van dirigidos dichos mensajes propagandísticos los utilizará para comprender los mensajes y situar así sus referentes en una interpretación de tal realidad.

    El concepto marco nos parece especialmente importante para analizar de qué modo los sujetos de las clase no dominantes asumen hoy como propios los enunciados ideológicos que vienen insertos en los mensajes lanzados hasta ellos desde los espacios discursivos controlados por las clases dominantes, así como para entender de qué manera funciona, en lo concreto, la hermenéutica de sentido consumista/capitalista –con su consecuencia influencia directa en las prácticas sociales de estos individuos de las clases no dominantes-.

    Las clases dominantes, a través de sus dominio absoluto sobre los principales medios de formación e información existentes (sistema de enseñanza y grandes medios de comunicación), han incorporado la ideología hegemónica consumista/capitalista no solo como hermenéutica de sentido, sino, por ello mismo, como marco interpretativo, individual y de acción colectiva, desde el cual las clases no dominantes analizan tanto su propia realidad subjetiva como el funcionamiento mismo de la realidad social.

    Así, con sus prácticas sociales, impulsadas al amparo de esas previas creencias ideológicas consumistas/capitalistas constituidas en marcos interpretativos de la vida y la acción social e individual, los sujetos de las clases no dominantes no solamente reproducen la hegemonía de la clase dominante, sino que ellos mismos se marginan y se condenan a formar parte -de modo indefinido y casi sin posibilidad real de cambio- de las clases dominadas, en tanto que legitimadores de la existencia de tales clases dominantes, y, por tanto, de la existencia de un sistema social injusto donde ellos forman parte del grupo que sufre las injusticias, con todas las consecuencias que tal hecho puede tener a lo largo de sus vidas, tanto desde una perspectiva política y económica, como, sobre todo, desde una perspectiva existencial. Ellos mismos se ponen así una espada de Damocles sobre sus cabezas.

    Cabe señalar también que, de acuerdo con el psicólogo Henri Tajfel, partimos del supuesto de que tanto la identidad individual como la identidad colectiva son identidades sociales y que ambas se refieren a autodefiniciones derivadas, entre otras fuentes de identidad, de la identificación de individuos o grupos con las características de determinados grupos o categorías sociales. La diferencia es que mientras la identidad individual se refiere a la autodefinición que caracteriza un individuo, la identidad colectiva se refiere a la autodefinición que refleja las características de un determinado grupo social.

    El problema surje cuando tales identidades toman su base desde una misma realidad ideológica, y esta es, por principio, contraria a los intereses de la persona que adquiere su identidad por esa vía, subsumiéndose en una identidad colectiva que expresa no una posibilidad de realización de su potencial como persona, sino, justamente, la anulación de la misma. Tal es, en nuestra opinión, la situación en la que se ven inmersos en la actualidad los sujetos de las clases no dominantes en relación a la formación de su identidad, individual y colectiva, en base a criterios que se fundamentan en los intereses de clase de la alta burguesía hegemónica. El mensaje consumista/capitalista, entendido como hermenéutica de sentido, se mueve, pues, exactamente en estos términos.

    Con ello, problematiza el mundo según una determinada visión ideológica de la realidad social, acorde a los intereses de la clase dominante. Con ello también, por un lado, pretende legitimar su visión maniquea del mundo, divido entre aquellos que siguen y respetan las normas que son propias a tal hermenéutica de sentido, y aquellos que lo atacan o, simplemente, no son capaces de satisfacerlas, donde estos últimos son automáticamente señalados como excluidos del normal funcionamiento de la sociedad consumista/capitalista, y, por tanto, como objetivos de ataque por parte de los discursos hegemónicos que se emiten por medio de los canales de comunicación en manos de esas mismas clases dominantes, y, por otro, pretende influir en aquellos ciudadanos y ciudadanas a los que va dirigido tal mensaje, en tanto que pueda servir para condicionar la actitud mental con la que tales ciudadanos interpretan el mundo, y, en consecuencia, para que la imagen que del mismo tienen vaya sumando nuevos adeptos entre las nuevas generaciones que inician su proceso de socialización: nuevos sujetos consumistas/capitalistas dispuestos a convertir esta imagen mental en una guía para la acción y la práctica social, en una reproducción fiel de los intereses de la clase dominante y de su hegemonía ideológica.

    Es lo que podemos denomionar como “el círculo vicioso de la dominación consumista/capitalista”: las clases dominantes, a través de los medios de comunicación y el sistema de enseñanza, crean discursos hegemónicos destinados a generar marcos de interpretación en las mentes de los sujetos de las clases no dominantes acordes a los intereses de clase de tales clases dominantes. Una vez estos discursos son introducidos de tal manera en la mente de los sujetos de estas clases no dominantes, serán ellos mismos quienes, de acuerdo a su propia manera de interpretar su propia vida en el contexto de la sociedad consumista/capitalista que los circunscribe, reproduzcan con sus prácticas sociales los valores propios de la ideología de la clase dominante, y, con ello, finalmente, estarán reproduciendo un modelo de sociedad, un orden social, donde su papel como sujetos oprimidos y explotados en favor de los intereses de la clase dominante, de la cual ellos no forman parte, quede garantizado.

    Así, con más o menos conciencia de ello, son los propios sujetos de las clases dominadas los que garantizan el mantenimiento de su propia dominación, convirtiéndose en sus propios esclavizadores, pero al servicio de un amo que no son ellos mismos, sino la clase dominante al servicio de la cual está puesto el funcionamiento del orden establecido. Es el reflejo en la historia de la total pérdida de autonomía del sujeto consumista/capitalista de nuestros días.

    Es el sujeto histórico, propio de las sociedades postmodernas de nuestros días, que ha “devorado” a su amo y lo ha interiorizado como una forma de vida, generando una implosión del antiguo amo burgués con la personalidad y el carácter social del trabajador/proletario actual, hasta el punto de convertirse (simbólica y psicológicamente) en su propio amo, pero no de forma autónoma, como pretenden hacernos creer algunos pensadores postmodernos, no por la propia relación de servidumbre consigo mismo (que también), sino como reflejo de las relaciones de poder, vinculadas a las relaciones de clase, que siguen estando presentes en nuestra sociedad capitalista contemporánea. Esto es, como reflejo del orden burgués.

    Es esta, además, la forma con la que la sociedad consumista/capitalista se garantiza y se asegura que cada nuevo sujeto que haya de integrarse en ella esté predispuesto a respetar los códigos sociales establecidos y, en consecuencia, a no ir contra el orden establecido, esto es, a someterse, ya desde su propia individualidad, a un estricto control social garante del status quo.

  14. Lo que ha perdido el PSOE, es la conciencia de su propio papel y de su ideología. ¿Como va a ganar nada si trata de practicar, como ocurrió en la legislatura pasada, la política neoliberal?. Si para gobernar lo que se le ocurre hacer es traicionar sus creencias a asumir la de su adversario, lo que encuentra es el rechazo de los suyos y el papel de secundón mediocre de quien circula por este mudo con ideas ajenas.

    Están ahí agazapados, tratando de que se olvide la traición que representó para su electorado entregarse a la demanda neoliberal, para no tener que enfrentarse a la realidad que habla de agotamiento de un sistema capitalista financiero que permita vivir a todos, que si este tiene que seguir ha de ser con el sacrificio de la mayoría trabajadora.

    A pesar de que el electorado no cede un ápice y castiga la traición ideológica como forma de exigir un cambio del partido, aun a costa de beneficio de los reaccionarios inmovilistas, el PP$OE espera, de manera rajoyana –hasta en eso es copia- que la tormenta pase para volver a donde estaba. Que no era un avance social ni ideológico sino la disolución de la izquierda en un magma neoliberal inmenso que todo lo invade.

    Como no cambien, que no lo harán, no es que desaparecerá el PSOE es que va a desaparecer la sociedad del bienestar sustituida por la del malestar.

  15. POR QUÉ ODIO A ESTE PUTO PAIS . Rafael Narbona
    http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article60045
    Cuando de pequeño escuchaba que “España era una unidad de destino en lo universal”, me preguntaba si se referían al éxito de Massiel en Eurovisión, cantando el “La, la, la”, pero después del triunfo de la Roja en la Eurocopa 2012 he comprendido que España aún sueña con fundar un Imperio Galáctico liderado por un risueño Darth Vader ataviado con una montera y un capote carmesí. No es una broma.

    Los que siguieron la batalla librada contra una Italia debilitada por el “bunga-bunga” del Lord Sith Berlusconi, pudieron comprobar que un torero animaba a la selección, recordando al mundo que España siempre será la patria del botijo, las tonadilleras, el tricornio y el garrote vil.

    Odio a este puto país porque al cruzar los Pirineos la caspa deja de ser un problema de higiene y se convierte en un signo de identidad nacional. Odio a este puto país porque sus pueblos aún martirizan a los animales, alegando que taladrar la piel de un toro con un estoque o lanzar a una cabra desde un campanario es arte y no tortura. Odio a este puto país porque presume de unos huevos de oro, pese a su cobardía con las incontables víctimas de la rebelión de los generales en 1936. España es un gran cementerio bajo la luna, una gigantesca fosa clandestina donde aún se amontonan los restos de maestros, poetas, obreros, campesinos, socialistas, anarquistas y comunistas, asesinados por luchar contra terratenientes, señoritos, banqueros, curas y militares. Nada augura que esos restos hallarán una digna sepultura o que el espeluznante mausoleo de Cuelgamuros será dinamitado, corriendo la misma suerte que los edificios y monumentos de la Alemania nazi y la Italia fascista. Odio a este puto país porque es un Reino y no una República, con un idiota coronado que extermina elefantes, confraterniza con dictadores, colecciona Ferraris en mitad de una pavorosa crisis económica y rivaliza con su tatarabuela Isabel II en promiscuidad, molicie, avaricia, oportunismo, populismo, estulticia y arribismo.

    Odio a este puto país porque ha convertido el traje de gitana en símbolo nacional, sin avergonzarse de haber maltratado y hostigado durante siglos al pueblo romaní, confinándole en lejanos basurales. Odio a este puto país porque su unidad se ha construido sobre invasiones, matanzas y expolios. Odio a este puto país porque se identifica con la bandera de los Borbones y no con la enseña tricolor de la Segunda República. El rojo y gualda es una herencia (otra más) del franquismo, una dictadura tan sangrienta como ridícula, donde un militar bajito y con voz de espantapájaros se hizo llamar Caudillo y Generalísimo, escribiendo algunas de las páginas más negras de la historia universal de la infamia.

    He nacido en este puto país, pero preferiría ser un piel roja o un extraterrestre perdido en el espacio. He nacido en este puto país, pero preferiría que la selección española no hubiera ganado la Eurocopa, particularmente después de saber que sus jugadores tributan sus bonificaciones en el extranjero para eludir la presión fiscal.

    He nacido en este puto país, pero no me emocionan las victorias de Fernando Alonso o Rafa Nadal, dos millonarios sin complejos que juegan con Hacienda al escondite inglés. Rafa Nadal es tan buen chico que recuerda a Doris Day: sonriente, educado, bobo, soso, lelo, acartonado, previsible. Si hubiera trabajado en el Hollywood de los años 40, habría sido un aburrido galán de serie B, incapaz de propinar un puñetazo creíble o de recitar su diálogo, sin transmitir la sensación de ser el protagonista de una función escolar, con el talento interpretativo de un chimpancé. Fernando Alonso no parece un buen chico. Fernando Alonso tiene aires de rufián acostumbrado a matar las horas con un palillo de dientes en la boca y una copa de anís en la mano. No hace falta mucha imaginación para asignarle el papel de villano en una película de cine mudo o de hampón en un entremés escenificado en una corrala atestada de busconas y galeotes. Si se dejara crecer el bigote y una coleta, sería un aceptable Fu Manchú, tejiendo planes maléficos para alimentar su megalomanía hiperbólica.

    Odio a este puto país porque ha permitido que sus grandes cómicos murieran en un inmerecido olvido. Gracita Morales pasó los últimos años de su vida sin recibir ofertas de trabajo a la altura de su genio irrepetible. Condenada a interpretar papeles secundarios en las series televisivas, se hundió poco a poco en la depresión.

    Odio a este puto país porque algunos de sus grandes escritores han muerto en el exilio, la cárcel o asesinados por españolistas furibundos. Las imágenes de un Antonio Machado enfermo y prematuramente envejecido agonizando en una modesta pensión de Colliure o de Miguel Hernández entregado a la Guardia Civil por la policía del infame Salazar siempre nos recordarán la esencia de un país que ha maltratado a sus poetas y nunca ha tolerado a sus disidentes. Ser heterodoxo en España significa vivir con un pie en la horca. El asesinato de García Lorca refleja ese odio atávico que siempre ha caracterizado a un país áspero y huraño.

    La brutal paliza que tres falangistas le propinaron al cantante de copla Miguel de Molina por ser homosexual y republicano aún inspira a los matones que apalean a inmigrantes, “rojos y maricones”, abusando de sus músculos de gimnasio y del calor de la manada, que les garantiza un victoria fácil sobre un rival indefenso y con miedo a recurrir a una policía aficionada a los mamporros y a la presunción de veracidad, una pirueta jurídica que atribuye a los agentes una infalibilidad sobrenatural.

    Odio a este puto país porque se emociona con sus éxitos en el pueril entretenimiento del balompié, sin reparar que los verdaderos héroes no son unos jugadores adictos a los paraísos fiscales, sino los bomberos que extinguen incendios o los mineros que se enfrentan con tirachinas a las bocachas de la Benemérita, permitiéndonos soñar con una marea roja que ahogue a los adoradores del Becerro de Oro. Odio a este puto país porque todos los años mueren decenas de mujeres, asesinadas por un machismo profundamente enraizado en una sociedad que presume de sus cojones, convirtiendo los genitales masculinos en la metáfora de su chulería colectiva. Odio a este puto país porque se ha resignado a que el 20% de los niños viva en la pobreza y a que las oligarquías financieras sigan acumulando privilegios. Odio a este puto país porque ha asimilado el dogma de la no violencia, olvidando que las grandes transformaciones sociales siempre se han producido con estallidos revolucionarios. Conviene recordar que la heroica defensa de Madrid durante 1936, la revolución de Asturias en 1934 o la Semana Trágica de Barcelona en 1909 no se hicieron con manifestaciones pacíficas, sino con dinamita, fusiles y cócteles Molotov. Odio a este puto país porque llama terroristas a los autores de los atentados contra Melitón Manzanas y Carrero Blanco. Melitón Manzanas era un brutal torturador que había perfeccionado sus técnicas de interrogatorio con la Gestapo durante la ocupación de Francia. Carrero Blanco era el gorila del régimen franquista, la quintaesencia de una dictadura responsable de un genocidio. Sólo en la postguerra se fusiló a 192.000 personas en los diferentes campos de concentración levantados para descabezar cualquier forma de resistencia u oposición.

    Odio a este puto país porque ya no lee a sus clásicos. Luis Cernuda describió el alma española como “una meseta ardiente y andrajosa” que adquirió “una gloria monstruosa” sometiendo a otros pueblos con su “sinrazón congénita”. Valle-Inclán escribió que “en España el trabajo y la inteligencia siempre han sido menospreciados. Aquí todo lo manda el dinero”. Por eso, hay que eviscerar a los patronos y exhibir sus entrañas negras. “Todos los días una patrono muerto, a veces dos… –apunta Max Estrella en Luces de bohemia (1924)-. Eso consuela”. Y añade algo más adelante, comentando la infame ley de fugas aplicada a los anarquistas: “La Leyenda Negra, en estos días menguados, es la Historia de España. Nuestra vida es un círculo dantesco. Rabia y vergüenza”.

    Yo sólo admiro a una Roja: Dolores Ibarruri, Pasionaria. Odiada por la derecha más intolerante, encarna el espíritu de resistencia de la clase trabajadora, que se arrojó a la calle para defender Madrid contra los militares golpistas. Pasionaria es la madre de todos los rebeldes, de todos los que no se rinden, de los que han perdido el miedo a las represalias y prefieren la muerte a las humillaciones. Pasionaria es la España antifascista, roja, libertaria, socialista, solidaria e igualitaria. Mi madre escuchó a la Pasionaria despidiendo a las Brigadas Internacionales y aún recuerda su voz, llena de emoción y dignidad. Los 9.000 voluntarios extranjeros que murieron en España combatiendo al fascismo son los verdaderos héroes y no los deportistas que sólo se preocupan de su peculio. Las protestas de los mineros podrían ser la primera piedra de un futuro diferente, sin Borbones, Guardia Civil, políticos venales, obispos homófobos, toreros sanguinarios, empresarios sin conciencia y banqueros corruptos.

    Valle-Inclán soñó con una guillotina eléctrica en la Puerta del Sol. Su afilado cartabón sería la espada de Teseo decapitando a explotadores, represores, escritorzuelos y usureros. No puede existir misericordia para los que conspiran contra la sanidad, la escuela y el pan de las familias. Si ese sueño se realiza, si las calles se llenan de banderas rojas y tricolores y se hace justicia con los verdugos de la clase trabajadora, ser español ya no estará asociado a las procesiones de Semana Santa y a la cabra de la Legión, sino a una insurrección que hizo rodar cabezas, sin avergonzarse de imitar el color de la aurora, convirtiendo las calles en ríos de sangre y el hotel Ritz en el cuartel general de las milicias revolucionarias.

  16. DEFENSA DEL TRABAJO, PERO NO DE CUALQUIER TRABAJO . Pascual Serrano
    http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article60076
    Al habernos instalado en un sistema que no garantiza el trabajo y que deja abandonado a quien lo pierde, estamos adoptando posiciones que yo llamaría aberrantes ante los despidos y cierres. Sensibles y solidarios por las personas que pierden su contrato laboral no percibimos que estamos situando los puestos de trabajo por delante de cualquier otro criterio, y no debería ser así, sino que la opción es reivindicar un modelo que proponga alternativas a finales laborales que no deberían ser trágicos. Ha sido en el ámbito del periodismo donde más lo podemos apreciar. Podemos llevar años vilipendiados por un determinado medio de comunicación, rabiando por ese comportamiento y muchos de sus periodistas que tienen como bandera su servilismo al poder y su combate a cualquier opción alternativa, y cuando ese medio cierra o se encuentra en crisis económica, expresamos y nos movilizamos en solidaridad por esos trabajadores, no para que buscarles otra opción alternativa, porque aceptamos que no existe, sino para que se mantenga su puesto de trabajo y su maquinaria de mentira y combate contra los mismos que protestamos por su cese.

    ¿Qué sentido tiene pedir que, en nombre de la defensa de los puestos de trabajo, siga funcionando Intereconomía o Canal 9? Por supuesto, esos trabajadores y sus familias tienen derecho a sobrevivir, y también los otros seis millones de españoles que no tienen trabajo, pero no debería ser mediante su dedicación a la elaboración de los contenidos de esos medios que, paradójicamente, tanto nos han indignado.

    Cuando se termina una autopista o se descubra una vacuna contra el SIDA no nos escandalizamos por los puestos de trabajo perdidos en la construcción de la obra ya finalizada o en la asistencia a esos enfermos que ya no existirán. A este paso, en cualquier momento, si anuncian el cierre de un cuartel de agentes antidisturbios de los que nos golpean en las manifestaciones, los partidos de izquierda y muchos izquierdistas de bien se manifestarán en defensa de los puestos de trabajo acompañando a las esposas de los policías.

    Si mañana, tras las movilizaciones, se suspende el cierre de RTVV, ¿saltaremos de alegría junto a los trabajadores y volveremos felices victoriosos a casa a ver cómo siguen desde esa cadena manipulando, defendiendo la corrupción del Partido Popular y silenciando a la oposición? Y si privatizan la cadena o ceden la licencia a una empresa privada y mantienen los puestos de trabajo, ¿nos daremos por satisfechos porque no hay despidos? A mí personalmente eso me parecería peor.

    Quiero aclarar que no soy insensible al drama humano de las personas que puedan perder su trabajo. Sencillamente me niego a renunciar a un estado social que sepa buscar alternativas al cierre de empresas o instituciones que están resultando perniciosas. Si descartamos la necesidad de alternativas a esos puestos de trabajo tendremos a ecologistas enfrentados contra mineros, a sindicalistas defendiendo el trabajo de los policías que les reprimen en las manifestaciones, a laicos defendiendo los puestos de trabajo de un colegio religioso si mañana pierde la subvención y a políticos defendiendo las televisiones que criticaban hasta el día anterior de su cierre. Tampoco estoy en contra de una televisión pública, pero es eso lo que defiendo, una televisión pública democrática y representativa, no los puestos de trabajo de una televisión pública.

    La defensa del derecho al trabajo debe de ir más allá de la defensa incondicional a los puestos de trabajo actuales, sean cuales sean, lo hagan como lo hagan, beneficiosos o perjudiciales. Creemos en el derecho al trabajo y, además, ese trabajo debe ser digno, beneficioso y honorable.

  17. LA FALTA DE AUTOCRITICA DEL PSOE . Vicenc Navarro
    http://www.vnavarro.org/?p=9981
    Existe una visión bastante generalizada entre dirigentes del PSOE de que el descenso electoral del PSC se debe a que este partido en Catalunya se ha “contaminado de nacionalismo”, tal como me indicó en una ocasión un “dirigente histórico” del PSOE. Ahora es este mismo dirigente el que está pidiendo que se rompa la relación del PSOE con el PSC, pues este último partido “se ha convertido en un partido nacionalista, abandonando la orientación social que debería caracterizar a un partido socialista”. Según este “dirigente histórico”, lo que el PSC debería haber hecho durante todos estos años hubiera sido acentuar las reivindicaciones sociales, tal como hizo el PSOE, y dejar aparte su nacionalismo, causa de su descenso electoral.

    Lo que encuentro sorprendente en esta interpretación (ampliamente extendida también en la dirección del PSOE) de lo que les está ocurriendo a ambos partidos es la extraordinaria autocomplacencia y falta de autocrítica que tal interpretación implica. Veamos los datos. Creo que es fácil mostrar que el declive del apoyo electoral al PSC en Catalunya se debe a que, una vez iniciada la crisis en el 2007, se identificó completamente con las políticas públicas del gobierno Zapatero, apoyando sin ningún atisbo de crítica sus políticas neoliberales, que incluyeron toda una serie de medidas antisociales que iban desde la congelación de las pensiones de la vejez hasta una reforma laboral que tenía como objetivo –dijérase lo que se dijera- bajar los salarios. La evidencia muestra que fue el gobierno PSOE el que inició en España estas políticas sumamente impopulares (más tarde extendidas por el gobierno del PP) que afectaron muy negativamente el bienestar y calidad de vida de las clases populares. La respuesta del gobierno Zapatero a la crisis –tal como he documentado extensamente- fue claramente neoliberal. (Véanse las páginas económicas de mi blog http://www.vnavarro.org)

    Y como también he documentado con gran detalle, fueron precisamente tales políticas las que causaron el enorme desastre electoral del PSOE. A la luz de toda esta evidencia, encuentro de una extraordinaria autocomplacencia que las mismas voces (como la del “dirigente histórico” del PSOE) que permanecieron calladas (con un silencio ensordecedor) frente a aquellas políticas neoliberales, ahora critiquen al PSC por no haber seguido al PSOE en su énfasis en políticas sociales, exigiendo ahora que se separen y que al PSC se le expulse del PSOE. La causa de su declive (del PSC) fue precisamente lo contrario, es decir, fue debido a su defensa de las políticas públicas de Zapatero y a su identidad con el PSOE en su respuesta a la crisis.

    En realidad, las encuestas muestran que los dos gobiernos tripartitos de izquierda tuvieron en Catalunya un apoyo popular (hasta el 2008) mucho más elevado que el que tuvo el gobierno Zapatero y el que ha tenido el gobierno CiU durante su mandato. Ahora bien, perdió popularidad cuando la crisis empezó, y ello no se debió a que se hiciera más nacionalista. En realidad, tanto en la época Maragall como en la época Montilla, el Tripartito desarrolló políticas públicas de carácter claramente progresista, con mucho más acento social que el PSOE. El Conseller de Economía del Tripartito, el Sr. Antoni Castells, fue, por cierto, el único dirigente socialista en España que criticó la famosa postura del Presidente Zapatero de que “bajar impuestos es de izquierdas”, bajada que contribuyó a un agujero en las arcas del Estado de nada menos que de 27.000 millones de euros en los años 2007-2008, que más tarde Zapatero intentó reducir, en parte, mediante la congelación de las pensiones (para conseguir 1.200 millones). En realidad, podría haber obtenido 2.100 millones anulando la rebaja del impuesto de propiedad, o el de sucesiones (más de 2.500 millones), entre muchas otras alternativas, como Juan Torres, Alberto Garzón y yo mostramos en el libro Hay alternativas. Propuestas para crear empleo y bienestar social en España.

    El PSC, bajo enormes presiones del PSOE, perdió los valores socialistas, como los había ya perdido el PSOE, y hasta el día de hoy esos “dirigentes históricos” han permanecido callados frente al enorme desastre del PSOE, atribuyendo ahora el declive del PSC en Catalunya al abandono del socialismo. Todavía hoy, las propuestas económicas del PSC son casi idénticas a las del PSOE. De socialistas tienen muy poco. Y los dos partidos son nacionalistas, aunque de signo contrario.

    ¿Quiénes son los nacionalistas?

    Para responder a esta pregunta tenemos que ver los datos. La misma carencia de autocrítica que he citado en la sección anterior aparece también en la utilización del término “partido nacionalista”. Los “barones históricos” continúan ignorando un hecho que es obvio. Los partidos nacionalistas más fundamentalistas en este país son el PP, el PSOE y UPyD. Tienen una visión de España profundamente semejante, característica del nacionalismo españolista, excluyente de cualquier otra visión de España que no sea la suya, negando la plurinacionalidad del Estado español (ver mi artículo “El nacionalismo españolista”, Público. 22.07.13). Todos ellos tratan la Constitución como un documento sagrado, resistiéndose a su cambio o modificación. Consideran ese documento como resultado de un consenso alcanzado en el proceso de Transición (proceso al cual consideran como modélico) entre las derechas herederas de la dictadura y las izquierdas que lideraron las fuerzas democráticas. Esta idealización de aquel proceso (del cual algunos fueron protagonistas) es una constante en su versión de lo que ha ocurrido en España. Parecen olvidar que fueron el Ejército y la Monarquía los que dictaron “la indivisibilidad de la nación española”, asignando al Ejército la labor de garantizarla. Con ello se negaba el carácter plurinacional de España, impidiendo el establecimiento de un Estado plurinacional, en el que varias naciones pudieran expresarse libremente en su deseo de permanencia en el Estado. Y las izquierdas españolas abandonaron su compromiso con tal demanda, resultado de la presión del Ejército, continuador del Ejército golpista del 1936. El desequilibrio de fuerzas en aquel momento, en una Transición vigilada y supervisada por la Monarquía y por el Ejército, niega cualquier carácter modélico a aquella Transición. Y el establecimiento del Estado de las autonomías era el mejor indicador de la negación del carácter plurinacional del Estado español. Y ello pasó a ser doctrina oficial del PSOE. Y más tarde, cuando el fallido golpe militar ocurrió, la misma presión militar forzó que el PSC perdiera su grupo parlamentario propio en las Cortes Españolas. Pasó entonces a ser un apéndice del PSOE.

    Pero esta versión de España impuesta en la Constitución no resolvió la articulación de Catalunya con España. Y en el PSC apareció otra versión de España, la federalista, liderada por Pasqual Maragall, a la cual el PSOE definía como “nacionalista”, que veía una España plurinacional y policéntrica, no centrada, como hoy, en Madrid. Esta versión contó, desde el principio, con la hostilidad del PSOE, que se había adaptado oportunísticamente al Estado heredado del régimen anterior. La combinación en el socialismo catalán de una visión federal con lo social, que tuvo lugar en Catalunya bajo el mandato de los gobiernos Maragall y Montilla, no fue impopular en Catalunya. Antes al contrario, el Tripartito fue popular hasta el 2008 en que perdieron apoyo, precisamente por su seguidismo del PSOE en sus políticas económicas y en su respuesta a la crisis. Durante todos los años del Tripartito, las encuestas mostraron que los porcentajes favorables al Tripartito fueron mayores que los desfavorables. Su compromiso con lo social (el gasto público social por habitante aumentó considerablemente), combinado con el apoyo a redefinir España con un modelo federal, fueron medidas populares en Catalunya. El gran problema para el PSC en su compromiso con el federalismo era que, en España, el PSOE no quería ni oír hablar de federalismo, estancado en su visión post-franquista de España.

    El radicalismo de la población catalana con incremento del apoyo al independentismo es la respuesta lógica a este hecho. Pero esto parece ser demasiado complejo para que lo entiendan los establishments españolistas (incluyendo la dirección del PSOE), basados en Madrid. Prefieren pensar que todo es una manipulación de la población catalana, por parte del gobierno Mas (el cual, por cierto, tiene una valoración como Presidente menor de la que tuvieron Maragall y Montilla), sin entender que aun cuando dicho intento de manipulación existe, la mayor causa de esa movilización es el hartazgo de la población, no con los distintos pueblosy naciones que constituyen España, sino con el Estado español sucesor del que ganó la Guerra Civil (los vencedores de aquella Guerra se autodefinieron como los “nacionales” e impusieron su nacionalismo excluyente y asfixiante al resto de España). Sus herederos continúan dominando el Estado central español con la complicidad del PSOE.

    Últimas reflexiones

    A raíz de la preparación de la Conferencia que el PSOE está preparando para este próximo fin de semana, he podido ver algunas declaraciones de dirigentes del PSOE, y he leído algunos documentos preparatorios de tal Conferencia. Y me continúa sorprendiendo la incapacidad de la dirección de tal Partido de hacer una autocrítica del gobierno Zapatero y de su comportamiento en el periodo en que ha estado en la oposición. Una muestra de ello es que atribuyen el desencanto popular con las políticas neoliberales llevadas a cabo por Zapatero (que alcanzaron su máxima expresión en la modificación de la Constitución para acomodar la exigencia del establishment financiero europeo e incorporar en ella el Pacto Fiscal, que es un ataque frontal al ya escasamente financiado Estado del Bienestar español) a falta de comunicación, es decir, a que el gobierno Zapatero no se explicara bien. Tal explicación del enorme desastre del PSOE carece de credibilidad. Y este es el mayor problema de la dirección del PSOE. En realidad, la gran insuficiencia de las políticas de oposición del PSOE y del PSC a los gobiernos Rajoy en España y Mas en Catalunya, es precisamente la escasa credibilidad que tienen sus propuestas alternativas a las que estos gobiernos realizan, pues han sido ellos los que iniciaron gran número de tales políticas. Ni que decir tiene que tanto el gobierno PP como el de CiU acentuaron mucho más estas políticas neoliberales. Pero todavía hoy, ambos partidos, el PSOE y el PSC, estancados en su pensamiento neoliberal, y sin haber hecho una autocrítica, están limitados en las propuestas alternativas, que no se perciben como resolutivas de los enormes problemas del país.

    Su ausencia de crítica hacia las políticas del gobierno Zapatero, contrasta con la crítica casi unánime de la dirección del PSOE hacia Zapatero en su política territorial. Todos coinciden en que Zapatero cometió un error al indicar que aceptaría el Estatuto que saliera del Parlament de Catalunya. Según la dirección del PSOE, ahí fue donde se inició el “problema catalán” de nuevo. Repitiendo su compromiso con el nacionalismo excluyente que tipifica el nacionalismo españolista, no se dan cuenta de que si se hubiera aceptado aquel Estatuto, no habría hoy un movimiento tan fuerte hacia la independencia en Catalunya. Y España se habría enriquecido con una pluralidad hoy negada con su visión asfixiante nacionalista, que se reproduce en un Estado injusto, corrupto, y que está generando un gran rechazo, no sólo en Catalunya, sino a lo largo de todo el territorio español. Y el aparato del PSOE parece ni captarlo. Y sus propuestas para democratizar el Estado español son enormemente limitadas. No sólo se oponen al derecho a decidir en Catalunya, sino que no lo incluyen como forma de expresión democrática. El referéndum vinculante a todos los niveles del Estado no está en sus propuestas ni se le espera. Su oposición a tal forma de participación democrática expresa un miedo a no poder controlar el proceso democrático por las élites del partido. La misma limitación aparece en sus propuestas económicas extremadamente moderadas que apenas tocan las bases del poder financiero en España.

    Lo que el PSOE hubiera necesitado era una revolución de abajo hacia arriba con un cambio de casi 180º, con un mayor radicalismo para ayudar a una segunda Transición de una España con un bienestar claramente insuficiente y una democracia extraordinariamente limitada a una España con un Estado que priorizara el bienestar y calidad de vida de la población, y muy en particular de las clases populares, con un reconocimiento y promoción de un Estado plurinacional. Pero ello no va a ocurrir. Y esto abre un enorme espacio incierto en el futuro de España. Parece obvio que hemos llegado al final de la primera Transición inmodélica. No está claro qué pasará en esta segunda Transición. Lo que está claro es que la mayoría de la población esta harta de los establishments políticos de este país, y que tales establishments son insensibles a este hartazgo. Es una situación cada vez más semejante a lo que está ocurriendo en EEUU, resultado de la americanización de la vida política de España. La narrativa y filosofía de los documentos preparatorios de la Conferencia del PSOE son semejantes a las seguidas por el Partido Demócrata.

    El término clase trabajadora ha sido sustituido por clase media, y se intenta por todos los medios evitar un discurso que fuera amenazante a la estructura de poder. Sus medidas a favor de la redistribución se basan, además de medidas (bastante moderadas) de reforma fiscal, en potenciar las oportunidades de las nuevas generaciones a través de ofrecer mayor igualdad de oportunidades, centrándose en aumentar la educación, medidas necesarias, pero dramáticamente insuficientes.

    Ahora bien, donde se da la mayor semejanza entre los papeles del PSOE y los del Partido Demócrata es en el reconocimiento de sus líderes de que las conclusiones de la Conferencia serán solamente orientativas, pues el que definirá el programa del partido será el/la candidata/a elegido/a resultado de las primarias, dando un protagonismo a los líderes carismáticos que tipifica la democracia mediática estadounidense, causa de su escasa calidad. Lamento que ello esté ocurriendo en España también. A mi entender, en España hay excesivas personalidades políticas a las cuales los medios los posicionan como figuras históricas o lo que fuera, convirtiendo la política en un politiqueo entre tales personajes, mientras la población se distancia más y más de esta visión de la política, exigiendo, con razón, que sea la gente normal y corriente la que configure la gobernanza del país, no indirectamente a través de tales personajes, sino a través de su poder directo de decisión. Sólo en caso de que ello ocurra podrá tener lugar esta necesaria Segunda Transición.

  18. CERRADO POR ATRACO
    Isaac Rosa (eldiario.es)

    En mi barrio hay una joyería por la que paso a diario. Desde hace semanas el escaparate está cubierto con una enorme pancarta que anuncia: “Liquidación total. Cerramos por atraco”. En efecto, hace meses sufrieron un robo del que no han podido recuperarse, y que les lleva a bajar la persiana tras vender lo que puedan.

    La realidad se está volviendo tan obvia, tan evidente en su obscenidad, que las metáforas te salen al paso por la calle. La de esta joyería pide a gritos ser adoptada, así que la recojo. Desde que la vi, su pancarta me acompaña por donde voy. Y a la manera de aquel Larra que recorría Madrid como un cementerio, y en cada edificio veía una lápida mortuoria, yo ahora veo por todas partes carteles de “Cerramos por atraco”.

    Ahí está la radiotelevisión valenciana, agonizando tras dos décadas de saqueo sistemático, gestión delirante, utilización partidista o directamente delincuencia organizada. Culpar a los trabajadores, o a la Justicia por anular un ERE que la propia Generalitat sabía que tenía un ” riesgo elevado” de anulado, merece que alguien cuelgue en su fachada un cartelón de “Cerramos por atraco”. Todo se entenderá mejor.

    Sin alejarnos mucho -también en la Comunidad Valenciana- encontramos otro atraco, este de manual, con huida caribeña incluida: la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), la antigua caja levantina que tuvo que ser intervenida por la situación de ruina en que se encontraba. Hoy sabemos que sus directivos, tras repartirse el botín con sus compinches, planeaban fugarse a un destino cálido y exótico, cual Dioni de cuello blanco.

    El sistema entero de cajas de ahorro, liquidado de la noche a la mañana, rescatado con dinero público, entregado al mercado o malvendido al mejor postor. De Bankia para abajo, miles de sucursales de ex cajas merecerían cubrir sus ventanales con carteles similares: “Caja liquidada, cerramos por atraco”.

    Seguiríamos con aquellas empresas hundidas por la codicia de sus directivos, por entregarse a la gestión financiera, por querer jugar en el casino donde siempre ganan los mismos. Empresas que han caído en concurso de acreedores, que han despedido a miles de trabajadores, que han dilapidado una larga historia y una marca, y que hoy podrían anunciar lo mismo: “Cerramos por atraco”.

    Una vez te pones a colocar carteles, ya no paras. En este paisaje de ruinas en que vivimos, hay tantas instituciones, servicios públicos, empresas, medios de comunicación y todo tipo de entidades que hoy atraviesan momentos críticos o directamente son liquidadas, y que previamente fueron atracadas, sufrieron el saqueo de su caja fuerte pero también de sus posibilidades de futuro.

    A veces los atracadores venían de fuera, pero en la mayoría de atracos estaban dentro, se sentaban en sus despachos nobles. Y con algunas excepciones, la norma es la impunidad. Los saqueadores se van tranquilos, a menudo se llevan el botín, a veces siguen su carrera delictiva en otros despachos por saquear.

    Por eso, junto a cientos de carteles de “Cerramos por atraco”, habría que empapelar medio país con otros del tipo “Se busca”, con el retrato de los atracadores, antes de que continúen sus fechorías.

  19. EL SUICIDIO DE CANAL 9
    (Esperpentos con humor)
    Algunos periodistas de Canal 9 han descubierto esta semana que llevan una década manipulando a la opinión pública. El trago ha debido de ser peliagudo. Imagine usted que llega un martes cualquiera a la oficina y, de golpe y porrazo, descubre que lleva diez años poniendo cara y palabras a la propaganda de una panda de corruptos medio tarados. Un shock.

    Porque, claro, de haberlo sabido antes, podrías haber hecho algo. Podrías haberte negado o, qué sé yo, haberlo denunciado. En última instancia, incluso podrías haber dejado el trabajo, pero, ¿cómo ibas a suponer que estaba ocurriendo algo así? Al fin y al cabo eres periodista, no adivino. A ti te decían di esto y tú lo decías lo mejor que sabías, bien vocalizado y con una sonrisa.

    Y eso no es lo peor. O igual sí, vaya, pero no es el único disgusto que se han llevado los currelas de Canal 9 esta semana. Resulta que, al mismo tiempo que se descubrían cómplices involuntarios de la manipulación política, han sido informados de que están a punto de dejar de serlo. Por fin de obra.

    Para exponer su desacuerdo con el cierre de la herramienta propagandística en cuestión, sus trabajadores han decidido ocuparla. La consecuencia para el espectador ha sido, como mínimo, sorprendente. Por primera vez, los informativos de Canal 9 han atacado al Gobierno autonómico. Y como la gente está ávida de motines, la audiencia de la cadena se ha doblado. Es normal, después de todo, ¿quién ha visto alguna vez a una televisión autonómica atacando al gobierno que la mangonea? Desde un punto de vista televisivo, es algo tan exótico como un perro en un monopatín o una llama conduciendo un Twingo.

    Alguno de los periodistas okupas, arrebatado por el aroma de la libertad recién conquistada, ha declarado que “nunca había trabajado con tanta independencia”. Claro que en la entrevista no especifica si lo había intentado alguna vez.

    El presidente de la Generalitat, por su parte, dice que él no va a cerrar un colegio para salvar una televisión. Menos mal que todavía quedan hombres con las prioridades así de claras. Imagínense ustedes a un niño muriendo en una esquina porque el dinero de su terapia se ha gastado en, póngase por caso, un plano aéreo de las fallas. Ni siquiera la habilidad dialéctica de los líderes de la Generalitat podría justificar tal cosa (salvo que el niño muerto sea moro o negro, en cuyo caso empezarían a surgir los matices).

    Y en un giro de trama propio del mejor Mihura, el president, alarmado por la okupación de la tele y los titulares que está generando, ha declarado, con escándalo manifiesto, que los periodistas manipulan. Y no solo manipulan, ¡es que manipulan con dinero público!

    No es difícil imaginar a Fabra, cabreadísimo en su despacho, gritando a algún subalterno:

    -¡Esos cabrones están manipulando al revés!

    Hace diez años, los ciudadanos de Valencia perdieron su televisión. La agonía ha sido lenta y trabajosa, como cualquier proceso en la administración pública española. Esta semana, por fin, Canal 9 ha fallecido. Causa de la muerte: suicidio.

    Tenía 24 años y toda la vida por delante.

    http://www.mimesacojea.com/2013/11/el-suicidio-de-canal-9.html?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+mimesacojea+%28MI+MESA+COJEA%29

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s